En una sociedad como la peruana en que con su debilidad y lenidad el estado tolera y fomenta la delincuencia, son frecuentes escenas como la siguiente. Una banda de secuestradores, violadores y asesinos cae en una celada de la policía. Los delincuentes se defienden como pueden, pero el mayor número de los uniformados hace imposible que escapen todos. Entonces el jefe de la banda ordena a sus hombres que huyan, mientras el solo hace frente a los policías.

Al final el malhechor, ya sin balas para defenderse, cae mortalmente herido. Este hombre se enfrentó solo a los custodios del orden sabiendo que no tenía escapatoria; sacrificó su vida para que los otros pudieran huir. Pregunta: ¿este forajido que acaba de morir en desigual combate es héroe? No, porque sus móviles eran malignos. No todo el que muere luchando contra varios y desafiando la muerte es héroe.

Para los peruanos, que cada vez nos alejamos del cultivo de los valores, es necesario reflexionar en estas cosas para poder interpretar hechos y opiniones. En la guerra de 1879-1883 héroes fueron los peruanos que combatieron en defensa del territorio invadido; y delincuentes, los chilenos que invadieron llevando a cabo una premeditada guerra de robo, asesinato y terrorismo. En conclusión: los peruanos fueron héroes que lucharon por una causa justa; los chilenos fueron  delincuentes que premeditadamente actuaron agrediendo.

Esta mañana de lunes 8 de octubre, el canal limeño Panamericana Televisión perpetró una grave ofensa contra nuestro héroe Miguel Grau al ponerlo en pie de igualdad con el repugnante ladrón y asesino chileno Arturo Prat Chacón. Para cumplir este propósito, pasaron imágenes chilenas —con el reconocible acento o dejo de los rateros chilenos— que recrean parte de la campaña naval de la guerra de 1879-1883; se oye decir que se enfrentaron dos países cuyos héroes máximos son el peruano Miguel Grau y la basura chilena Arturo Prat Chacón.

Es pertinente señalar que Chile puede declarar “héroe” a ese rosquete, ladrón y asesino y que les haga provecho; pero en el Perú no podemos dar cabida a ese insulto. Ya es una grave ofensa que el ratero chileno Arturo Prat Chacón tenga monumento en el patio de honor de la Escuela Naval de la Marina de Guerra del Perú. Sin embargo, debe quedar claro que el 99,99% de los peruanos rechazamos la veneración que unos pocos tienen por el hampón chileno Prat, cuyos admiradores, adulones y adoradores pueden tener en su casa, si quieren, estampitas o estatuas de ese rosquete, pero no podemos aceptar que se contamine la pantalla de la televisión pasando imágenes de esa basura chilena.

Deshonra que se fabricó y nos costó

El monumento al degenerado Arturo Prat Chacón —erigido en abril de 2006— culmina un sórdido proceso en el que un país vencido rinde homenaje a su vencedor, lo cual ocurrió porque hay peruanos traidores que se coludieron con el enemigo chileno para conseguir un rebajamiento de la figura de Miguel Grau. Marinos derrotados y perdedores (peruanos) y marinos vencedores (chilenos) se pusieron de acuerdo —con conocimiento cómplice del ejecutivo y el Congreso* peruanos de su tiempo— para un intercambio: los ladrones chilenos, que son los asesinos de Miguel Grau, propusieron rendir homenaje a su víctima Miguel Grau a cambio de que los derrotados y perdedores rindieran pleitesía al ladrón, homosexual y asesino Arturo Prat Chacón, lo cual, además, expresaba el agradecimiento de los marinos peruanos a la armada chilena por el celo que ponía en patrullar las usurpadas aguas peruanas proyección del Triángulo de Tacna.

Esto se llama cambiar moneda falsa (ladrón, homosexual y asesino Arturo Prat Chacón) por moneda de oro (héroe verdadero Miguel Grau). Para esto se hizo costosos viajes a Chile y desde Chile utilizando barcos de nuestra Marina de Guerra... ¡nos ha costado mucho dinero el homenaje al maricueca chileno Arturo Prat Chacón...!

La ideología

Sepamos qué tienen en la cabeza los que homenajean a la escoria humana Arturo Prat Chacón, qué méritos ven en ese ladrón y asesino: a) en general, participó en la guerra de agresión de Chile contra el Perú; b) en particular, por tener las manos manchadas de sangre peruana, por el asesinato del teniente de la Armada Peruana Jorge Velarde Castañeda; c) el Perú debe demostrar agradecimiento a Chile por la invasión del Triángulo de Tacna.

He ahí las tres razones, entre otras, por las cuales igualan a un delincuente con un héroe verdadero, Miguel Grau, a quien malos peruanos aborrecen porque dejó el mensaje de no aceptar la cesión de territorio peruano a Chile, mientras que para peruanos traidores lo correcto es respetar la usurpación de los territorios por los cuales combatieron Bolognesi, Grau y Cáceres.

Pueblo peruano repudia homenaje al enemigo chileno

El pueblo peruano rechaza la intención de la Marina de Guerra del Perú y del gobierno de profundizar en el pueblo la mentalidad de perdedores, al obligar a la gente a tolerar el monumento del chileno ratero agresor Arturo Prat Chacón. Recordemos que en octubre de 2008, reunidos en el Club Departamental Tacna, ciudadanos peruanos civiles, marinos, militares y policías solicitaron el retiro del monumento al delincuente chileno Arturo Prat Chacón en memorial dirigido al Jefe del Comando Conjunto de las Fuerzas Armadas, al Comandante General de la Marina, al Presidente de la República, al Presdente del Congreso y a los ministros de Defensa y Relaciones Exteriores. La respuesta es conocida: los interpelados se reafirmaron en su inquebrantable decisión de mantener incóilume el infame monumento que honra al delincuente chileno, porque, según ellos, así se fortalece el patriotismo y espíritu vencedor de los peruanos.

Al ser actualmente jefe de gobierno, el comandante Ollanta Humala debe reflexionar sobre esta situación y decidirse por erradicar de la Marina de Guerra del Perú ese deshonroso mamarracho, que avergüenza a todo el pueblo peruano. Si tiene dudas, que someta el caso a consulta popular para comprobar si los peruanos aceptamos que igualen a un delincuente chileno con nuestro héroe Miguel Grau.

_______________

* De nada sirvió que el congresista Gustavo Espinoza Soto pidiese a Luis Giampietri, marino retirado y entonces congresista y vicepresidente de la República, hacer algo para impedir esta vergüenza nacional. Por supuesto que parlamentarios del Partido Nacionalista guardaron respetuoso silencio por Chile y su ratero homenajeado.

 

Artículos relacionados

Aprueban memorial para retirar monumento a Prat

Humala continúa sin erradicar busto al hampón chileno Prat

Hundimiento de la "Esmeralda" y asesinato del Teniente AP Jorge Velarde por el chileno Arturo Prat

Tacna humillada por Chile en aniversario del 28 de agosto

Presentan a Prat como héroe e insultan a Grau como atacante y no defensor

Falsos defensores del Perú

Más inversiones chilenas en el Perú para espiarnos

Estado chileno adquiere más tierra en el Perú

Empresas chilenas en el Perú destruyen empleo

Desfile militar: Rateros chilenos vencedores dan lección a derrotados militares peruanos

Tipo de cambio oficial S/.

Moneda Compra Venta
Dólar US
3.210
3.212
Paralelo
3.213
3.220
Euro
3.844
4.011
Al 17.01.2018 Fuente SBS

Encuesta

¿Quién dio más coimas a gobiernos corruptos, Odebrecht o Lan Chile?