La adjudicación al Consorcio Puente Tarata III para la construcción de un puente con ese nombre, apesta a Chota, región de donde han salido voraces oportunistas y amigos del presidente Pedro Castillo a pretender encontra el cargo o negocio de su vida por el solo hecho de ser sus paisanos, como el ministro de Transportes Juan Silva, a quien el mandatario no lo remueve pese a tener sanción por conducir combi pirata, tener denuncia de ser pega-mujeres, y no tener experiencia ni formación relacionada con el puesto.

 

karelim lopez

Karelim Rojas, visitadora del presidene Pedro Castillo y Bruno Pacheco

 

 

Precisamente el sector Transportes es uno de los que maneja mayor presupuesto estatal para obras y además concesiones. ¿Al igual que lo hizo presuntamente Bruno Pacheco, está cobrando Silva por tráfico de influencias en licitaciones y concesiones? Recordemos que en Transportes se perpetraron grandes faenones en perjucio del Perú, como el contrato y adendas con Telefònica, la concesión a Lan o Latam Chile, el regalo de nuestro principal aeropuerto a la mafia de LAP, etc.

Este ministerio requería no sólo de una persona proba, sino con preparación y experiencia privada o pública en materias relacionadas con el sector, pero en lugar de ello Castillo nombró a un esperpento chotano.

Consorcio Puente Tarata III

Pese a que el presidente del Comité de Selección del organismo Provías Descentralizado, Miguel Espinoza Torres, cuestionó que se le otorgue un contrato por 232,5 millones de soles al Consorcio Puente Tarata III, por no cumplir con los criterios técnicos, los otros dos integrantes, Víctor Valdivia Malpartida y Edgar Vargas Más, le dieron el visto bueno por mayoría.


Ascenso en premio por el presunto favorecimiento

Para mayor burla, días después de que adjudicó la obra a una empresa que no debió ganar, Valdivia fue ascendido al cargo de director ejecutivo de Provías Descentralizado por el chotano ministro de Transportes, quien con ello demostraría ser cabecilla de una red de corrupción. Como si fuese poco, Valdivia tiene un prontuario con más de nueve procesos penales, por lo que estas revelaciones obligaron a Silva a removerlo del cargo.

La buena pro a favor del Consorcio Puente Tarata III —integrado por las empresas Tableros y Puentes, H. B. Estructuras Metálicas y Termirex— se otorgó el 19 de octubre de este año.

El Comercio y “Cuarto poder” expusieron los correteos de la empresaria Karelim López Arredondo frecuentando al secretario presidencial Bruno Pacheco, en Palacio de Gobierno, y al presidente Pedro Castillo, en una casa de unos amigos en Breña. Ella mantendría vínculos con el consorcio que ganó indebidamente.

Ante el escándalo, el consorcio y Karelim López niegan tener relación, pero el 13 de setiembre de este año, Karelim López en compañía de Luis Pasapera Adrianzén visitó Provías Nacional del MTC. Luis Pasapera es hermano de George y Héctor Pasapera Adriánzén, directivos de la empresa Termirex, integrante del Consorcio Puente Tarata III.

Contraloría

Por lo anterior, el Órgano de Control Institucional (OCI), dependiente de la Contraloría General de la República, de Provías Descentralizado, requirió a las autoridades de este organismo el expediente de todo el proceso de licitación que favoreció al Consorcio Puente Tarata III y designó a dos auditores.

Adicionalmente, el jefe de Provías Descentralizado, Walter Pineda, ordenó una fiscalización posterior a la licitación. La Procuraduría Anticorrupción también ha solicitado información sobre la buena pro, para determinar si formula denuncia penal.

El consorcio se defiende diciendo que ganó la licitación porque ‘’presentó la mejor propuesta entre los 4 postores finalistas, 23 millones de soles más baja que la del segundo competidor más cercano’', lo cual sería una grotesca falsedad porque según el Organismo Supervisor de las Contrataciones del Estado (OSCE), dicho consorcio alcanzó el primer lugar con 100 puntos por su propuesta de 232.587.014.30 soles. El segundo puesto lo ocupó el Consorcio Huayabamba con 99,99999988 puntos con una oferta de 232.587.014.57 soles, ¡Sólo 27 céntimos menos. No hay que ser genio ni entendido para suponer que existirìa una mafia que reveló al consorcio el monto ofertado por los competidores del consorcio y el descaro sería tal que sólo subieron 27 céntimos.

Técnicamente es un empate, ¿dónde se se ha visto que un postor supere a otro por 27 céntimos? ¡Ni en subasta de mercadillo!

Los dos miembros de la Comité Selección de Provías Descentralizado que se zurraron en las observaciones del jefe de Provías y persistieron en declarar ganador al consorcio son Víctor Valdivia Malpartida y Edgar Vargas. El presidente del comité, Miguel Espinoza Torres, dejó constancia de que el Consorcio Puente Tarata III no cumplía con esta exigencia. Una parte de la facturación que el consorcio presentó como experiencia a su favor no correspondía a obras similares que requería el proyecto en licitación.

‘’El presidente del Comité de Selección que suscribe, discrepa respetuosamente de la decisión adoptada por la mayoría, (ya que) ningún postor calificado por el comité en mayoría cumple con la definición de obras similares’', dejó constancia Miguel Espinoza Torres.

Espinoza documentó y sustentó su posición y concluyó que ninguno de los cuatro consorcios que quedaron finalistas (Consorcio Puente Tarata III, Consorcio Huayabamba, Consorcio CRBC Tarata y Consorcio Puente Tarata) presentaron facturaciones por obras diferentes a lo que exigían las normas técnicas. Todas resultaron descalificadas, según su evaluación.

Apesta desde lejos

El sector Transportes apesta desde lejos y la inacción del presidente Castillo al persistir en sostener a Silva de ministro ya de incapacidad pasa a ser sospechosa. A estas alturas no sólo urge la salida de Silva del ministerio sino una poda de todos los sujetos nombrados por él.