El Valsartan ha sido retirado de la cadena de comercialización en la Unión Europea después de estudios que indican que puede causar cáncer.

El fármaco, producido por Sandoz, se emplea en pacientes con males cardiacos y ayuda a regular la presión sanguínea, reduciéndola. Se vende también en el Perú con diferentes nombres y se importan de China los insumos para su producción local, informa el diario británico Mirror.

El medicamento se produce en la planta de Sandoz de China y se ha detectado que un cambio en su proceso de producción en China ha resultado en un producto con una sustancia cancerígena.

Se investiga la amplitud del problema, pero se cree que toda la distribución en la Unión Europea contiene el cancerígeno.

Las autoridades sanitarias han recomendado a los usuarios entregar el fármaco a sus farmacias y consultar con sus médicos para un producto alternativo.

En el Perú, Novartis precisó que ningún medicamento de Novartis Pharma está relacionado con esta situación. * Diovan®, Diovan® HCT, Exforge®, Exforge® HCT o Entresto® tienen otra fuente de manufactura de este principio activo en la cual esta impureza no se genera.