Historia, madre y maestra


La tragedia del 79, Alfonso Bouroncle Carreón, Studium, Lima

Guerra Perú-Chile. Huamachuco, 10 de julio de1883


La batalla resultó ser la última de importancia entre Cáceres y los chilenos, después de dos años y medio que duraba la campaña de La Breña y con esa batalla se diluyeron las posibilidades del Brujo de los Andes al dejar de ser peligro a los planes chilenos, por la pérdida casi completa de su capacidad combativa.

Marcavalle y Concepción, resplandecientes victorias peruanas

Guerra del Pacífico, 9 de julio de 1882


Después de ocupar Lima, los invasores chilenos fueron a la sierra con dos objetivos principales: a) robar y matar gente; y b) combatir al entonces coronel Andrés A. Cáceres. Con este propósito en mente, los chilenos, al mando del ladrón, asesino y terrorista Patricio Lynch, en enero de 1882 se dirigieron a nuestra zona andina central convenientemente organizados y armados.

Combate de Concepción 9 de julio de 1882


Memorias del mariscal Andrés A. Cáceres; Milla Batres 1986, pp. 69-72


Aquel mismo día, alrededor de las tres de la tarde, las fuerzas del coronel Gastó atacaron al destacamento chileno acantonado en Concepción: una compañía del batallón Chacabuco.

Nelson Manrique
Nelson Manrique

El proceso de destrucción de la educación emprendido por el primer gobierno del presidente García se agudizó en tiempos de Fujimori, mientras que en el gobierno anterior poco se hizo para revertir esa situación. La universidad peruana no estuvo a salvo de este fenómeno, pero el caso de la facultad Ciencias Sociales (especialidad de Historia) de la Pontificia Universidad Católica del Perú (PUCP) es realmente serio.

¿Olvidarán (también) el 7 de junio?

bandera
por Herbert Mujica Rojas

Por la vía de los hechos, la administración actual viene impulsando la inadvertencia de fechas que conmemoran hechos cúspides, esencialmente referidos a la guerra de invasión que impulsó Chile contra Perú entre 1879-1883. En noviembre del 2007, un vendepatria desde Defensa, "olvidó" la conmemoración de la Batalla de Tarapacá y los actos alusivos, y acontecieron, idénticos como reprobables sucesos, con el Combate de Iquique el 21 de los corrientes y la Batalla de Tacna el 26. No se puede ser profeta del pasado ni cambiar los resultados harto conocidos, pero tampoco se debe asesinar a Clío aherrojando la memoria colectiva del pueblo peruano al tacho como si no fuera éste un pueblo con miles de años, pasado imperial y destino rector en América Latina. ¿O, no es así?

¿Amnesia de cuerdas separadas?

Combate naval de iquique
por Herbert Mujica Rojas

Ayer 21, aniversario del Combate Naval de Iquique, no hubo, ni por asomo, expresión oficial celebratoria sobre la efemérides, una de las pocas victorias en la guerra de agresión declarada por Chile en 1879 al Perú. Por lo menos, la Agencia Andina no consigna ¡absolutamente nada! sobre ese particular hecho de armas y, en cambio, sí cita lo dicho por la presidenta Bachelet que no encuentra fundamento ni razón al texto litigioso peruano en La Haya y pareciera que este tema se inscribe en una postura de amnesia de cuerdas separadas.

Carta de Arnlado Panizo a José de la Torre

Lima, Julio 1 de 1886.

Señor Dn. José de la Torre.-

Amigo muy querido:

Con entera satisfacción he recibido su mui estimable fecha 15 del ppdo.; por ella veo que goza Ud. de completa salud, de cuyo beneficio gozo yo, también, así como toda mi familia, cuyos miembros todos, estiman i retornan a Ud. sus saludos.

Carta de Arnaldo Panizo a Andrés A. Cáceres

Ayacucho, Febrero 2 de 1882.

Benemérito Señor General Jefe
Superior, Político y Militar de
los Departamentos del Centro.
B.S.G.

A consecuencia de las últimas comunicaciones privadas de VS. en que me manifiesta su resolución de adherirse al Gobierno de Magdalena, he solicitado de VS. particular-mente, se sirviese mandarme un Jefe de su confianza para entregarle el puesto que hasta hoy tengo el honor de desempeñar.

Carta de Arnaldo Panizo a Andrés A. Cáceres

Ayacucho, 9 de Febrero de 1882

Sor. Gral. D. Andrés A. Cáceres:

Mi General y amigo:

Tengo en mi poder sus dos estimables de fechas 30 del pasado y 3 del corriente y enterado de ella, paso a ocuparme de contestarlas.

Histerismos ociosos

por Herbert Mujica Rojas

Leí, días atrás, con no poco asombro, las loas y zalemas que otorgaba Jorge Basadre Ayulo al diplomático chileno Conrado Ríos Gallardo, hombre cuyos propios textos desnudan como un cínico propulsor de posturas desleales con Perú y reñidas con la limpieza que debió primar entonces, por múltiples razones, con respecto al Tratado de Lima y su Protocolo Complementario del 3 de junio de 1929 entre Perú y Chile. Supuse que la amistad habida entre su padre, Jorge Basadre Grohman y la infancia común que relata con lujo de detalles aquél, podían ser parte de la herencia de conceptos así emitida y dada a conocer en blanco y negro.