En el portal del diario español El Mundo, del 13 de junio de este año, con el título «Caso Aquarius: las ONG denuncian que "el sistema de acogida no está adaptado para la improvisación"», se lee en el artículo de Olga Sanmartín y Rafael Álvarez:

 

La razón es que el Gobierno tiene dos fórmulas legales para tratar a quienes llegan a España como las personas del Aquarius. Y, en función de cuál eliga, la suerte de estos desposeídos será muy distinta.

 


Comentario

 

1) Los redactores deben aprender bien la conjugación de los verbos, en especial de uno tan común como elegir. El subjuntivo no es “eliga”, sino elija.

2) También hay mala puntuación, omiten coma y emplean mal el punto seguido.

3) Las comillas se escriben no como dos rayitas verticales paralelas ("…"), como en el titular, pues deben ser verdaderas comillas, que son signos curvos, una de apertura con las puntas hacia arriba y otra de cierre con las puntas hacia abajo (“…”).

 

Podemos decir por ejemplo:

 

«Caso Aquarius: las ONG denuncian que “el sistema de acogida no está adaptado para la improvisación”»,

La razón es que el Gobierno tiene dos fórmulas legales para tratar a quienes llegan a España, como las personas del Aquarius, y, en función de cuál elija, la suerte de estos desposeídos será muy distinta.