La región autónoma de Mongolia Interior, en el norte de China, ha reportado un caso sospechoso de peste bubónica, anunciaron este domingo las autoridades locales de salud.

 

peste bubonica mano Science Photo Library

Necrosis en mano por peste bubónica. Science Photo Library

 

La comisión municipal de salud de Bayannur dijo en un comunicado de prensa que el hospital popular en la bandera media de Urad informó el sábado sobre el caso sospechoso de peste bubónica, informa Xinhua.

Las autoridades locales en Bayannur emitieron hoy una advertencia de tercer nivel para la prevención y control de la peste, la cual durará hasta fines de 2020, dijo la comisión.

La comisión instó al público a reforzar la autoprotección ya que la ciudad tiene el riesgo de infecciones de persona a persona, y a no cazar ni comer animales que puedan causar infecciones de la peste.

La agencia también pidió al público reportar cualquier hallazgo de marmotas y de otros animales enfermos o muertos, e informar de casos sospechosos de peste, pacientes con fiebre alta por razones desconocidas y pacientes que mueran repentinamente.

Días atrás en Mongolia se reportó un brote después de que campesinos comieron carne de marmota que habían cazado.

La peste bubónica, transmisión

Esta peste se transmite a través de las pulgas de roedores, como ratas, o marmotas, como es en el caso chino. Siglos atrás era mortal y en los siglos XIV-XIV mató a un tercio de los habitantes de Europa, donde se le llamó “la peste negra”, también porque causa necrosis que toman coloración negra. Los antibióticos modernos se emplean hoy para su cura.

 

peste bubonica wikimedia

Ganglios inflamados por la peste bubónica. Wikimedia

 

Esta enfermedad ataca a los ganglios linfáticos, que se hinchan formando bolas (bubones, del griego βουβών, que significa ingle, pues es común que afecta a los ganglios de la ingle, pero también en otras zonas, como las axilas), que pueden contener también pus por la infección que causa la bacteria yersinia pestis cuando está en el torrente sanguíneo en fase de peste septicémica. De no tratarse, puede matar en diez días.

Esta enfermedad es endémica en Mongolia. En los países donde se erradicó se eliminó primero a las ratas de las ciudades. En tiempos modernos pueden suceder brotes generalmente en aldeas o caseríos donde no hay buenas medidas de higiene.