Además, un miliciano palestino de Hamás ha muerto en los ataques y otras seis personas han resultado heridas

Una mujer embarazada y su hija de poco más de un año han muerto este sábado en Gaza por los bombardeos de represalia israelíes, en respuesta al lanzamiento de más de doscientos cohetes desde la franja contra Israel desde primera hora de la mañana, ha informado el Ministerio de Sanidad palestino.

El sistema ruso de lucha radioelectrónica Palantin se exhibirá al público por primera vez el próximo 9 de mayo, cuando se celebra el Día de la Victoria en Rusia.

La unidad de lucha radioelectrónica, sin embargo, no participará del principal desfile del país, celebrado en la Plaza Roja de Moscú. El equipo estará presente en las festividades de la Victoria en la ciudad rusa de Vorónezh, ubicada a unos 500 kilómetros al sur de la capital.

La multitudinaria movilización de este sábado fue convocada en el marco de la campaña independentista All Under One Banner (Todos bajo una sola bandera), que ha cobrado especial fuerza luego de que la propia jefa del Gobierno escocés, Nicola Sturgeon, anunciara públicamente su intención de impulsar la consulta popular en caso de que el Reino Unido concrete su salida de la Unión Europea (UE) a través del brexit.

El presidente de Turquía aseguró que seguirá denunciando los crímenes israelíes contra los palestinos, tras el ataque de Israel a la agencia Anadolu en Gaza.

“A pesar de tales ataques, Turquía y la agencia Anadolu continuarán informándole al mundo sobre el terrorismo y las atrocidades israelíes en Gaza y otras partes de Palestina”, así condenó el mandatario turco, Recep Tayyip Erdogan, en un mensaje publicado en su cuenta de Twitter un bombardeo llevado a cabo el sábado por el régimen israelí contra la oficina de la agencia turca de noticias Anadolu en la Franja de Gaza.

El diputado opositor, quien dirigió un fallido intento de golpe de Estado, logró escaso apoyo este sábado en las manifestaciones en Caracas y reconoció, en entrevista con el Washington Post, que la oposición sobreestimó el respaldo que tenía dentro de las filas militares.

Hoy no hubo fotos aéreas de una multitud ondeando banderas, ni discursos grandilocuentes, ni retratos heroicos. Este sábado, la convocatoria realizada por el diputado opositor Juan Guaidó apenas contó con la presencia de un centenar de adeptos.

Los partidarios de Juan Guaido se reúnen cerca de la base aérea "La Carlota" en Caracas, Venezuela. 4 de mayo de 2019. / Manaure Quintero / Reuters

El presidente del Parlamento iraní, Ali Lariyani, habla en una conferencia en Teherán, la capital, 4 de mayo de 2019. (Foto: Icana)

El presidente del Parlamento de Irán, Ali Lariyani, denuncia que Estados Unidos interviene en los asuntos internos de Venezuela por sus recursos petroleros.

“Hay unas regiones petrolíferas que no están disponibles para Estados Unidos, una de estas es Venezuela que para conseguirlo provocan problemas a su gente”, ha dicho este sábado el presidente de la Asamblea Consultiva Islámica de Irán (Mayles).

Así paga el diablo a quien le sirve. El autoproclamado “presidente” de Venezuela Juan Guaidó ofreció en bandeja los recursos de su país a su amo, el gobierno de los Estados Unidos, a través de la CIA, a cambio de derrocar a Nicolás Maduro, pero desde enero a la fecha no ha logrado colmar las expectativas de los EE. UU. para convocar a una insurrección que permita a los estadounidenses controlar la riqueza venezolana.

El presidente de EE.UU., Donald Trump, prometió que la próxima semana Venezuela atestiguará varias cosas, algunas duras; si bien, no ofreció más detalles.

“Muchas cosas van a suceder durante la próxima semana en Venezuela. Y acaso antes”, advirtió Trump en una entrevista telefónica concedida el miércoles a la cadena estadounidense Fox News.

El objetivo de "Runet" es alcanzar la independencia cibernética para evitar que Estados Unidos, en cualquier momento, pueda obstaculizar el acceso a la red.

El presidente ruso, Vladímir Putin, firmó este miércoles la denominada ley sobre la seguridad de "Runet", que prevé garantizar el funcionamiento estable del segmento de internet ruso en caso de su desconexión de la red informática mundial.